Frida

Frida

E

l circuito de rock local de Pergamino logró acercar a los ex Wunderbar (Alejandro Picco en guitarras y Yonatan Temprana en teclados), y a los ex Capitán Carne (Rodrigo Verón en batería, Fausto Nascimbene en bajo y coros y Tomás Badía en voces), para juntarse a tocar hasta altas horas de la tarde en el garaje de Alejandro. Con esa formación, la banda (aún sin nombre) comienza a presentarse en diferentes bares de la ciudad. Lo que inicialmente había surgido como pasatiempo fue tomando forma, y a los covers, fueron agregándose temas de autoría propia.

A principios de 2007, luego de pasar por diferentes nombres, la banda se establece como Frida en honor a la pintora mexicana Frida Kahlo, mujer combativa y apasionada en la entrega; exponente en la revalorización del arte como herramienta para la transformación social. Ya con un repertorio totalmente propio, comienzan a realizar diferentes presentaciones en la ciudad, y a establecer contactos con otras bandas independientes y espacios culturales de ciudades cercanas. De género rock alternativo y con fuerte presencia de guitarras y sintetizadores, Frida de a poco fue entendiendo de qué se trataban las composiciones que surgían velozmente en cada nuevo ensayo. En septiembre de ese año sale su EP debut homónimo, grabado en el estudio “El Garage” de Adrián Charras, ubicado en la ciudad de Arrecifes. Fue producido por Alejandro Picco. El primer corte fue “Despertar”. A fines de año, Tomás deja las voces y es reemplazado por Maximiliano Reynoso (ex Capitán Carne y Surreal). En el verano de 2009, Frida ingresa nuevamente al estudio “El Garage” para grabar su primer LP: “Frida”. Con la intención de mejorar el sonido y la rítmica, la banda decide incluir en su formación a Ezequiel D’ Amore en guitarras y coros, seguidor de la banda desde sus comienzos. A fines de 2011, Fausto decide realinearse como productor y colaborador artístico en el proyecto, dando paso a la entrada de Juan Mateo Giani en bajo y coros (ex Bajo Fuego), quien supo adaptarse muy bien a las exigencias de la banda.  En Marzo de 2012 Frida tiene uno de sus recitales más importantes: comparte el escenario de Circus Rock (una de las sedes más rockeras del oeste) con Massacre. Enfrentar una multitud desconocedora de la banda sirvió como impulso para un show excepcional, con una excelente aceptación. A mediados de año, por cuestiones personales, Juan Mateo debe dejar vacante su posición de bajista. Al mismo tiempo, Yoni - T también decide dar un paso al costado para dedicarse a proyectos personales. Lejos de que las bajas desestabilicen al grupo, sirvieron para evolucionar a un sonido más crudo y eléctrico. Para esto, mucho tuvo que ver la inclusión de Victorio Otero en el bajo. En enero de 2013 finaliza el arduo proceso de edición del primer LP.